Caspio

    Panorámica del Mar Caspio

    Se trata del mayor lago salado del mundo, situado al este del Cáucaso y al oeste de las estepas del Asia central. Su nombre procede del antiguo pueblo de los “kaspi”.

    Su longitud es de unos 1.200 kilómetros, mientras que su anchura tiene una media de 320. Su superficie total es de 386.400 kilómetros cuadrados.

    El Caspio baña las tierras de Kazajstán al nordeste, Turkmenistán al sureste, Irán al sur, Azerbaiyán al suroeste y Rusia al noroeste.

    Se ha demostrado que hasta hace unos once millones de años el Caspio estuvo unido al mar Mediterráneo a través del mar Negro.

    Su principal fuente es el enorme caudal de agua aportado por los ríos Volga, Ural y Terek.

    Esos tres cursos fluviales desembocan en la zona septentrional formando amplios deltas. La línea costera de dicho sector es baja debido a la acumulación de materiales arrastrados por los ríos. En cambio, la parte occidental del Caspio medio es más accidentada, aunque las estribaciones del Cáucaso están separadas de la costa por una llanura marítima.

    La costa meridional y del suroeste está conformada por los sedimentos de las tierras bajas de Länkäran y de Gilan-Mazanderan. Finalmente, la zona oriental es también baja por acción de los sedimentos procedentes de la erosión de los acantilados que rodean al mar.

    Diversas actividades económicas se desarrollan en torno a este mar. En primer lugar, hay que destacar los yacimientos de petróleo y gas natural; además, hay abundante pesca, sobre todo del esturión y sus preciadas huevas, el caviar, y transportes marítimos. Sus amplias playas han permitido también la instalación de numerosas zonas de ocio.

    Al norte del Caspio reina un clima continental moderado, mientras que el área media y buena parte de la meridional se encuentran en una zona continental cálida. El ángulo suroccidental podría encuadrarse en la zona climática subtropical; en cambio, la parte oriental de sus costas tiene un clima desértico.

    Las temperaturas medias en verano oscilan entre los 24 y 26 ºC; en invierno, el contraste es mucho mayor, pues varían entre –10 ºC en el área septentrional y 10 ºC en el sur.

    El nivel pluviométrico anual medio se encuentra entre los 200 y los 1.700 milímetros cúbicos, dependiendo de la zona del Caspio en que se recoja.

    La exploración del Caspio con fines científicos comenzó en el siglo XVIII por iniciativa de Pedro el Grande y el primer informe sobre este mar lo publicó en 1720 la Academia Rusa de las Ciencias. El estudio hidrográfico de la cuenca del Caspio fue culminado en la segunda mitad del siglo XIX.