4 artículos

Europa

Europa es el continente que, junto con Asia, forma el gran macizo conocido como Eurasia. Los límites físicos entre ambas regiones no se encuentran claros. Sin embargo, por motivos diversos, entre los que se hallan los históricos y culturales, el continente europeo constituye una individualidad. Recibe su nombre de la princesa fenicia Europa, de la cual se encaprichó el dios Zeus, quien, tras adoptar la forma de un toro, la raptó y la llevó a la isla de Creta. El continente se encuentra situado en el hemisferio norte y se extiende desde los 71º de latitud norte, alcanzados en Noruega, hasta los 36º de latitud norte, en la punta de Tarifa, en España; y por otro lado, desde los 65º de longitud este, en el río Kara de Siberia, hasta los 9º de longitud oeste, en el cabo de Roca, en la costa portuguesa. Limita al norte con el océano Glacial Ártico; al este, con Asia; al sur, con el mar Mediterráneo; y al oeste, con el océano Atlántico. Europa abarca una superficie de 22.970.277...

Europa atlántica, central y septentrional

El continente europeo se extiende hacia occidente desgajándose de la masa continental euroasiática, de la que Europa supone sólo una quinta parte que sobresale hacia occidente rodeada por los océanos Ártico y Atlántico en las costas del norte. Las aguas penetran por el mar Báltico dando forma a la península de Escandinavia. La influencia marítima, patente en buena parte de Europa occidental, favorece la existencia de un clima templado y húmedo muy favorable para el asentamiento de grupos humanos y la actividad económica. Sólo en las mesetas y cordilleras interiores el medio se hace más abrupto. No obstante, la existencia de importantes cursos fluviales navegables ha hecho posible su comunicación con las costas. Europa del Norte y central son regiones con un alto desarrollo humano. En esta región, primero en Inglaterra y luego en el resto de Europa occidental, se experimentó por vez primera la mecanización de los procesos industriales. La urbanización, el comercio y la industria...

Europa oriental

La región de Europa oriental está constituida en su mayor parte por un gran zócalo que se extiende desde Polonia hasta los montes Urales, de oeste a este, y desde San Petersburgo hasta el mar Negro y la cordillera del Cáucaso, de norte a sur. Constituye el dominio de la gran llanura rusa, un inmenso territorio de tierras bajas sometidas a los rigores de un clima muy continental. Sin embargo, existen otros ecosistemas dispuestos en bandas de mayor a menor latitud. Así, la parte septentrional, bajo influencia del océano Glaciar Ártico, se da el paisaje de tundra sobre suelos de permafrost congelados permanentemente. Algo más al sur sobreviene la taiga o bosque de coníferas, que deja paso después a la estepa, ecosistema típicamente continental con ausencia casi absoluta de árboles. La estructura predominantemente plana de la región sin accidentes geográficos notables ha hecho de ella un lugar de tránsito y conquista de numerosos pueblos. Como producto de esta situación, las fronteras...

La Europa mediterránea

El sur de Europa está constituido por tres penínsulas que se asoman a la cuenca del Mediterráneo. No obstante, la cornisa occidental de la península ibérica, tras el estrecho de Gibraltar que acerca Europa a África cerrando el Mediterráneo, se abre al océano Atlántico. Iberia, el extremo occidental de Europa, compartida por Portugal y España, se encuentra unida al resto del continente a través de la cordillera de los Pirineos. Italia, en el Mediterráneo central, se extiende en una estrecha franja de territorio, hacia el sur, conformando una característica forma de bota junto a lo que podría ser un balón: Sicilia, la isla más grande del Mediterráneo. El mar Adriático separa la península itálica de la balcánica, que a su vez encierra otra masa de agua, el mar Negro. En el Mare Nostrum, nombre dado por los romanos al espacio mediterráneo, surgieron civilizaciones como la fenicia, griega y romana, que han modelado la cultura los países europeos meridionales. En la península balcánica...