Ahuachapán

    Departamento más occidental de la república de El Salvador, Ahuachapán linda al oeste y al norte con Guatemala, al este con los departamentos salvadoreños de Santa Ana y Sonsonate, y al sur con el océano Pacífico. Su superficie es de 1.239 kilómetros cuadrados.

    El relieve de Ahuachapán es montañoso al norte (cordillera volcánica de Apaneca), y llano en la franja litoral. El departamento registra una gran actividad geotérmica, manifestada en numerosos géiseres y fuentes de aguas termales. Las cuencas de los ríos Paz (en la frontera con Guatemala) y Rosario conforman gran parte de la red hidrográfica del territorio. El Molino, afluente del Paz, es otro curso fluvial digno de mención. El litoral es recto y arenoso.

    El clima de Ahuachapán es tropical húmedo, lo que permite la existencia en su suelo de una densa jungla tropical. Dentro del departamento se hallan espacios protegidos de alto valor ecológico como el parque nacional del Imposible y la albufera de Barra de Santiago.

    Ahuachapán tiene en torno a 350.000 habitantes. La capital del departamento es la ciudad homónima. Otras localidades reseñables son Quezalapa, San Lorenzo y Cara. El departamento se divide administrativamente en doce municipios. La economía de Ahuachapán es sobre todo agrícola. Hay cultivos de café, tabaco, frutas tropicales, cereales, etc. Existe una cierta actividad minera, centrada en la extracción de plata. También se cuentan algunas plantas fabriles, principalmente de transformación agroalimentaria (azúcar y café) y textiles. La capital departamental es un notable centro comercial, así como un nudo de comunicaciones en la región.

    Varios yacimientos arqueológicos dejan constancia del pasado precolombino de este territorio, habitado primero por tribus pokomames y posteriormente por nahuas. En 1822, la localidad de Llano del Espino fue escenario de la primera acción armada protagonizada por republicanos salvadoreños y guatemaltecos para unirse al imperio mexicano de Agustín de Iturbide. Ahuachapán se constituyó como departamento salvadoreño en 1869.