Irtish

    El Irtish (cuyo nombre significa "río blanco") es el afluente más importante del río Obi (u Ob). Con una longitud de 4.248 kilómetros, a pesar de ser sólo un tributario, es uno de los ríos más importantes de Asia. Su cuenca llega a abarcar 1.643.000 kilómetros cuadrados.

    El río nace en territorio chino, en los glaciares de los montes Altai. En su primer tramo transcurre junto a la frontera entre China y Kazajstán, y se introduce en este último país por su extremo noreste. Ya en territorio kazajo, pasa por el lago Zaisan y las ciudades de Semipalátinsk y Pavlodar, para luego entrar en Rusia, en la Siberia occidental.

    Sus principales afluentes por la orilla derecha son los ríos Narym, Bukhtarma, Om y Tara, mientras que el Osha, el Ishim, el Vagay, el Tobol y el Konda se unen al Irtish por su orilla izquierda. Desemboca en el río Obi, cerca de la ciudad de Jantí-Mansíisk.

    El Irtish es navegable en casi toda su extensión entre los meses de abril y octubre, cuando no está cubierto de hielo. Los principales puertos, que utilizan el transporte del río tanto para mercancías como para pasajeros, son Pavlodar, Semey y Öskemen, en Kazajstán, y Khanty-Mansiysk, Tobolsk, Tara y Omsk, en Rusia. A su paso por Kazajstán el río se aprovecha para generar energía eléctrica, fundamentalmente en las centrales de Öskemen, abierta en 1952, y Bukhtarma, en 1960.

    La zona bañada por el río estuvo ocupada por chinos, kalmyks y mongoles hasta el siglo XVI, momento en el que los rusos comenzaron a ocupar la cuenca del Irtish. La ocupación no se completaría hasta principios del siglo XIX.